Archive for Siglo XX

Visita a Praga y al Franz Kafka Museum

Para terminar con La metamorfosis, de Kafka, os planteo un viaje. Y no me refiero a eso de que un libro es un viaje, sino a que cojáis un vuelo y que os plantéis en Praga. No solo porque es la ciudad de Kafka, sino porque allí es donde está un maravillo museo llamado Franz Kafka Museum. Podéis visitar su página web, donde podréis encontrar la información básica.

Página web de Franz Kafka Museum

Página web de Franz Kafka Museum

El museo es la mejor exposición permanente que he visto sobre un escritor. Muchas de las casas-museos enfocan toda su atención en la bibliografía del protagonista, dejando a un segundo plano (si es que se trata) su obra, causa final de que a esa persona se le haya creado una casa-museo. Este museo de Franz Kafka, al contrario, trata por igual su biografía y su obra:

Fachada del Franz Kafka Museum

Fachada del Franz Kafka Museum

Patio del Franz Kafka Museum

Patio del Franz Kafka Museum

La parte de la exposición de la obra de Kafka contiene una enorme cantidad de manuscritos, facsímiles, fragmentos de su obra por las paredes, cortos sobre sus dibujos. Todo se expone en un ambiente oscuro, con ruidos de goteras y ruidos que te transportan al interior de los cuentos de Kafka.

Para que veáis que voy en serio con lo de proponerte el viaje, te doy otros consejos prácticos sobre la visita. En primer lugar, organiza la visita al Franz Kafka Museum justo antes de la hora de la comida (recuerda, no estás en España, aquí se come entre 12:00 y 14:00). A la salida de la casa se encuentra un restaurante con menú del día, donde podrás probar, por ejemplo, el típico gulash de centro Europa, por un precio muy económico:

Restuarante a la salida del Franz Kafka Museum

Restuarante a la salida del Franz Kafka Museum

Cuando termines y vayas volviendo al puente, pasa por la librería Shakespeare, una tienda con encanto donde te aconsejo que te compre algo de Kafka en su alemán original. ¿Te imaginas un sitio mejor para hacerlo?

Tienda Shakespeare, cerca del Franz Kafka Museum

Tienda Shakespeare, cerca del Franz Kafka Museum

Interior de la tienda Shakespeare, cerca del Franz Kafka Museum

Interior de la tienda Shakespeare, cerca del Franz Kafka Museum

En cuanto al alojamiento, te doy otra recomendación, el Hotel Merlín. Está muy cerca del río y del tranvía, y por un precio económico tienes un cuarto bastante sencillo y amplio;  los trabajadores del sitio son simpáticos y te explicarán en español o en inglés todo lo que necesites saber de la ciudad. Además el hotel tiene un restaurante donde se puede comer muy bien y, de nuevo, por un precio ajustado:

Hotel Merlín, en Praga

Hotel Merlín, en Praga

Vivir, soñar y despertar con Antonio Machado

Hay temas, palabras, conceptos que aparecen una y otra vez en la obra de un autor, enfocados y tratados desde diferentes aspectos. En la obra de Machado, y sobre todos en las Nuevas canciones de este mes de septiembre, hay tres verbos especialmente importantes: vivir, soñar y despertar. Vamos a ver en un primer momentos tres micropoemas que Antonio Machado escribe donde parece plantear una pregunta, responderla y matizarla:

Entre el vivir y el soñar
hay una tercera cosa.
Adivínala.

Canciones nuevas:
“Proverbios y cantares 5″
Antonio Machado

Tras el vivir y el soñar,
está lo que más importa:
despertar.

Canciones nuevas:
“Proverbios y cantares 51″
Antonio Machado

Si vivir es bueno,
es mejor soñar,
y mejor que todo madre,
despertar.

Canciones nuevas:
“Proverbios y cantares 81″
Antonio Machado

Pero en realidad no es el único lugar donde Machado relaciona estos conceptos. En otros de sus poemarios estos conceptos se relacionan de otras maneras:

¡Juventud nunca vivida,
quién te volviera a soñar!

Soledades. Galerías. Otros poemas:
“La primavera besaba”
Antonio Machado

Son buenas gentes que viven,
laboran, pasan y sueñan.

Soledades. Galerías. Otros poemas:
“He andado muchos caminos,”
Antonio Machado

Quien prefiere lo vivo a lo pintado
es el hombre que piensa, canta o sueña.

Campos de Castilla:
“Proverbios y Cantares XXVI”
Antonio Machado

Son buenas gentes que viven,
laboran, pasan y sueñan,
y en un día como tantos,
descansan bajo la tierra.

Soledades. Galerías. Otros poemas:
“He andado muchos caminos,”
Antonio Machado

Ya hay un español que quiere
vivir y a vivir empieza,
entre una España que muere
y otra España que bosteza.

Campos de Castilla:
“Proverbios y Cantares LIII”
Antonio Machado

Después soñé que soñaba.

Campos de Castilla:
“Proverbios y Cantares XXI”
Antonio Machado

No, mi corazón no duerme.
Está despierto, despierto.

Soledades. Galerías. Otros poemas:
“¿Mi corazón se ha dormido?”
Antonio Machado

Despertad, cantores:
acaben los ecos,
empiecen las voces.

Canciones nuevas:
“Proverbios y cantares 29″
Antonio Machado

Todo hombre tiene dos
batallas que pelear:
en sueños lucha con Dios;
y despierto, con el mar.

Campos de Castilla:
“Proverbios y Cantares XXVIII”
Antonio Machado

Antonio Machado y Steve Jobs están de acuerdo

Hace un tiempo escuché a Eduardo Basterrechea, fundador de Molino de Ideas, hablar sobre Kawasaki. Guy Kawasaki es uno de los gurús sobre tecnología y márketing. Trabajó en Macintosh y unos días después de que Steve Jobs muriese, publicó un post en su blog sobre lo que aprendió de él.

En el blog del Molino tradujeron al español y publicaron las diferentes secciones de ese post. Uno de ellos se titula: «“Value” is different from “price”» , es decir ‘No es lo mismo valor que precio’. Copiamos la traducción molinera:

Ay de ti si tomas todas tus decisiones basándote en el precio.Incluso más “Ay de ti” para los que sólo compiten en precio.El precio no es todo lo que importa , lo que es importante, al menos para algunos, es el valor.Y el valor tiene que ver con la facilidad de uso, el soporte y la felicidad intrínseca de usar la mejor herramienta que se haya construido.Nos da mucha seguridad saber que nadie compra los productos de Apple por su bajo precio.

La diferencia entre valor y precio es un matiz que se estudia en economía desde diferentes enfoques.Lo curioso de este caso es que, antes de que Kawasaki aprendiese de Jobs esto, Machado ya lo había condensado en un micropoema:

Todo necio confunde valor y precio

Todo necio confunde valor y precio

Todo necio
confunde valor y precio.

Canciones nuevas:
“Proverbios y cantares 68″
Antonio Machado

Nuevas canciones

Información básica

Último poemario publicado en vida de Antonio Machado, en 1924.

De qué habla?

Nuevas canciones

Nuevas canciones

Los poemas que lo componen tratan gran variedad de temas. Algunos de ellos describen el paisaje e historias de Andalucía (que podrían recordar al Romancero gitano o las piezas teatrales de Lorca). Pero muchos otros poemas exponen ideas ingeniosas y bellas sobre el arte, la literatura o

Lo mejor?

El aspecto más innovador de este libro es lo brevísimos de muchos de sus poemas, tanto que rozan géneros como el haiku o la greguería. La mayoría de estos micro-poemas se concentran en la sección central titulada “Proverbios y Proverbios y Proverbios y cantares”. Recomiendo al lector lírico esporádico comenzar por esta sección.

Lo más difícil?

Algunos poemas descriptivos sobre el paisaje pueden resultar aburridos o resultar complicado para el lector saber exactamente qué quieren decir símbolos como la luna,

Me lees un trozo?

Ahí va una ráfaga de fragmentos o poemitas completos:

Noche castellana;

la canción se dice,

o, mejor, se calla.

 

Cuando duerman todos,

saldré a la ventana.

 

A las palabras de amor

les senta bien su poquito

de exageración.

 

Para dialogar,

preguntad, primero;

después… escuchad.

 

Entre el vivir y el soñar

hay una tercera cosa.

Adivínala.

 

Hoy es siempre todavía.

 

Busca a tu complementario,

que marcha siempre contigo,

y suele ser tu contrario.

 

En mi soledad

he visto cosas muy claras,

que no son verdad.

 

Despertad, cantores:

acaben los ecos,

empiecen las voces.

 

¿Todo para los demás?

Mancebo, llena tu jarro,

que ya te lo beberán.

 

Se miente más de la cuenta

por falta de fantasía:

también la verdad se inventa.

 

Todo necio

confunde valor y precio.

 

¿Tu verdad? No, la Verdad,

y ven conmigo a buscarla.

La tuya, guárdatela.

 

Aunque me ves por la calle,

también yo tengo mis rejas,

mis rejas y mis rosales.

 

Verso libre, verso libre…

Líbrate, mejor del verso

cuando te esclavice.

 

La rima verbal y pobre,

y temporal, es la rica.

El adjetivo y el nombre,

remansos del agua limpia,

son accidentes del verbo

en la gramátia lírica,

del Hoy que será Mañana,

del ayer que es Todavía.

Por último, un poema completo algo más largo:

"Los ojos", de Antonio Machado

“Los ojos”, de Antonio Machado

Los ojos

I

Cuando murió su amada

pensó en hacerse viejo

en la mansión cerrada,

solo, con su memoria y el espejo

donde ella se miraba un claro día.

Como el oro en el arca del avaro,

pensó que guardaría

todo un ayer en el espejo claro.

Ya el tiempo para él no correría.

II

Mas, pasado el primer aniversario,

¿cómo eran –preguntó–, pardos o negros,

sus ojos? ¿Glaucos?… ¿Grises?

¿Cómo eran, ¡Santo Dios!, que no recuerdo?…

III

Salió a la calle un día

de primavera, y paseó en silencio

su doble luto, el corazón cerrado…

De una ventana en el sombrío hueco

vio unos ojos brillar. Bajó los suyos

y siguió su camino… ¡Como ésos!

Donde lo consigo?

Aunque no es tan accesible como Campos de Castilla o Soledades. Galerías. Otros poemas, en cualquier librería o biblioteca debería poder encontrarse algunas de las ediciones de editoriales clásicas. No hemos encontrado ningún ebook decente; sí un pdf (un pdf es un ebook?) sin notas y con algunas erratas aquí. Recomendamos acceder a alguna edición con notas para facilitar y profundizar la lectura.

Leopoldo María Panero: otras miradas

Leopoldo María Panero es uno de los poetas que más interés ha causado en las últimas décadas. Quienes lo conocen destacan su enorme inteligencia y capacidad artística. Sin embargo al leer su obra se ve claramente que sus problemas psiquiátricos han interferido en su creación hasta hacerla incomprensible. Recordemos que El lugar del hijo, la obra que recomendamos este mes, fue una de las primeras recopilaciones de cuentos de Panero.

El año pasado la revista Jot Down publicó varios posts sobre los Panero y una entrevista reciente con Leopoldo María. Aquí van algunas citas de esa entrevista:

Yo creo en la verdad y en el Apocalipsis.

Leopoldo María Panero, 2012, Jotdown

Leopoldo María Panero, 2012, Jotdown

Soy peligroso por decir la verdad, y la verdad duele.

Quiero la libertad y largarme de este país de mierda. En España se puede mentir, robar y asesinar en nombre de Dios. ¡Pero ay de aquellos que meen en la calle!

Beber es lo que echo de menos. Beber, trasnochar y joder.

ETA es la verdadera y única oposición que hay contra el Gobierno.

Los tíos del cine están como cabras montesas. Jaime Chávarri oye voces.

Nacen Borbones, se crían bribones y se mueren bobones.

Otra manera de acercarse a Leopoldo María es leer otras partes de sus obras. Empecemos por Así se fundó Carnaby Street, un poemario publicado en 1970 y dedicada a los Rolling Stones:

El pomea del che, Leopoldo María Panero

“El pomea del che”, Leopoldo María Panero

“La metamorfosis”

La tierra le dio su cálido abrazo. Por sus venas la sangre ya no fluía, no tenía alma, pero sí más fuerza que nunca. Quién sabe lo que ería. Un árbol o una roca. De vez en cuando el graznido de un cuervo en el bosque o un ruiseñor que se posaba silencioso sobre sus ramas. Cada dos o tres años el calor de un mano.

Leopoldo María Panero, Las brujas

Leopoldo María Panero, “Las brujas”

 

Contra España y otros poemas no de amor es un libro publicado en 1990 por la editorial Libros del egoísta.

Contra España y otros poemas no de amor

Contra España y otros poemas no de amor

 

Himno a la corona de España

Leopoldo María Panero

Leopoldo María Panero, “Himno a la corona de España”

 

Eta militarra

Tengo la costumbre de matar en la mano
en la mano y en los pies que se mueven
lentamente bajo la cúpula del cuerpo.
Hábil como un espectro recorro la ciudad
borracho como un vivo, sereno como un muerto,
y me asombro ante aquellos que viven.
Y me excitan sus labios sonrosados
cuando dicen «ven»
«ven a matarme ya que soy un espíritu».

La monja atea

La monja atea, Leopoldo María Panero

“La monja atea”, Leopoldo María Panero

Peter Punk

Peter Punk, Leopoldo María Panero

Peter Punk, Leopoldo María Panero

El aullido de José de Arimatea

El aullido de José de Arimatea, Leopoldo María Panero

“El aullido de José de Arimatea”, Leopoldo María Panero

Por último, y no sobre Leopoldo pero sí sobre los Panero, vamos a escuchar la canción de Nacho Vegas “El hombre que casi conoció a Michi Panero”. En mi opinión recoge muy bien ese sector de la cultura española entre lo marginal y la cultura de masas, la decadencia bohemia y el lirismo urbanita, en el que también se puede introducir a Leopoldo María.

Leopoldo Panero, padre de Leopoldo María Panero

Leopoldo Panero es el gran ausente de El desencanto, el que, como dice Chavarri, es el maniatado y callado de la película:

Leopoldo Panero, en El desencanto

Leopoldo Panero, en El desencanto

Para darle la posibilidad de expresarse, vamos a ver en este artículo varios textos suyos. En primer lugar, leamos su propio epitafio (es decir, el epitafio que se escribió a sí mismo) y que aparece en una de las últimas escenas de el documental:

Epitafio a sí mismo, de Leopoldo Panero

Epitafio a sí mismo, de Leopoldo Panero

 

Los siguientes textos provienen del libro Por donde van las águilas, uno de los poemarios de Leopoldo Panero:

Tras la sombra de un día

Leopoldo Panero

“Tras la sombra de un día”, Leopoldo Panero

 

La melancolía

La melancolía, de Leopoldo Panero

“La melancolía”, de Leopoldo Panero

 Las calles de mi infancia

Las calles de mi infancia

“Las calles de mi infancia”, de Leopoldo Panero